Una lista de todas las cosas que necesitas hacer. En otras palabras, una lista de “to-do”.

 

¿Cómo te sientes cuando ves tu lista? ¿Te motiva a iniciar una acción? O ¿hace que quieras huir y buscar algo más que hacer? Si es lo segundo, es porque probablemente tu lista de “to-do” te proporciona una dolorosa imagen de las cosas que te faltan por completar.

 

 Probablemente tu lista de “to-do” se ve así:

  1. Declarar impuestos
  2. Chequeo de salud anual
  3. Limpiar y actualizar el archivador
  4. Entrenar al nuevo personal
  5. Tratamiento de conducto para un diente

 

¡Aunque no sea tu lista, mirarla es doloroso! Hace que quieras esconderte de las realidades de la vida y ver lo que tus amigos están haciendo en Facebook. Pero imagina reparafrasear la misma lista y que se vea así:

 

  1. Declarar impuestos a tiempo para mantener el historial al día con el departamento de Impuestos.
  2. Completar mi chequeo de salud anual para mantener mi salud óptima
  3. Hacer espacio en el archivador para encontrar y archivar cosas mejor
  4. Entrenar al nuevo personal para tener tiempo libre y dedicárselo a trabajos importantes
  5. Completar el tratamiento de conducto para tener dientes limpios y buena salud dental

 

¿No te parece mucho mejor? Lo único que hice fue incluir resultados positivos (recompensas) para cada ítem en la lista de “to-do”.

Crear una lista de tus Resultados Esperado (o Proyectos), definitivamente hará que te sientas más motivado a que tomes acciones. Pero puede que todavía sucumbas a la procrastinación. Para superarlo, debes identificar la próxima acción física y visible que debes hacer para moverte hacia el logro de tu resultado esperado.

 

Así es como se podría ver:

Próxima Acción Resultado Esperado
Llamar al contador para hacerle seguimiento al pago de impuestos Declarar impuestos a tiempo para mantener el historial al día con el departamento de Impuestos
Ir al Hospital Apollo el 15 de junio para chequeo de salud Completar mi chequeo de salud anual para mantener mi salud óptima
Identificar documentos que deben ser desechados Hacer espacio en el archivador para encontrar y archivar mejor
Actualizar la descripción de cargo en el documento para nuevo personal Entrenar al nuevo personal para tener tiempo libre y dedicárselo a trabajos importantes
Llamar al dentista y hacer una cita Completar el tratamiento de conducto para tener dientes limpios y buena salud dental

 

 

Una de las razones por qué las personas procrastinan es debido a que no han identificado la próxima acción que deben hacer para estar un paso más cerca de la tentadora recompensa. Los proyectos, por lo general implican varias próximas acciones, pero sólo necesitas UNA para empezar. Y eso no es tan abrumador, ¿cierto?

 

Identificar las Próximas Acciones y los Resultados Esperados es el corazón del proceso de GTD.

 

Puede que suene simplista, pero aplicar estas dos preguntas te cambiará la vida, y puede que lleve tu productividad a la cima.

 

Por David Allen.